¿Por qué comprar zapatos hechos a mano?

Como media, esta Navidad nos gastaremos cerca de 350 euros, repartidos en regalos, comidas navideñas y lotería. Queremos siempre acertar con esas compras navideñas para nuestros seres queridos y cada año tenemos el mismo problema: no sabemos qué comprar porque ya estamos saturados.

Ellas siempre lo tienen más fácil, pero en lo que respecta a qué regalar a un hombre surgen más dificultades porque se corre el riesgo de regalar todos los años lo mismo. En nuestro árbol de Navidad habrá, entre otras cosas, ropa, perfumes, relojes, aparatos tecnológicos y zapatos.

¿Y qué tiene de original regalar unos zapatos de Masaltos.com

La originalidad reside en que son zapatos artesanos, concebidos para que cada uno de sus detalles destaque por sí mismo: la calidad de la piel, la comodidad de la suela, la altura del talón del zapato, los colores y estilos. Sobre todo, no se trata de un regalo convencional; se trata de unos zapatos elaborados a mano con los que el hombre llega a aumentar la altura 7cm.

Regalar zapatos artesanos permite que el pie esté mejor cuidado ya que son cómodos para pasear, ir al trabajo, salir con los amigos o conducir, haciendo que el pie esté siempre cómodo y confortable.

Detrás de un zapato hecho a mano hay todo un complejo proceso de elaboración compuesto por más de 250 pasos. Todo ello sin olvidar los estilos más exquisitos provenientes de Nueva York, Londres, Italia, Viena o Budapest, ciudades que han establecido los cánones del calzado durante años.  Ya lo decía Chuang Tse: “Si el zapato es el adecuado, olvidamos el pie”.

Y, por supuesto, la perfección de un zapato fabricado a mano sumado al deseo individual de muchos hombres: ser más alto de manera discreta.